El sistema educativo de Corea del Sur es en gran parte responsable por el espectacular desarollo que ha experimentado este país asiático en los últimos sesenta años. Sin embargo su sustema educativo hace que los jóvenes coreanos sean muy infelices y cuentan con la mayor tasa de suicidios entre los países ricos.