SINÓPSIS: 

Andrew Martin es un robot obediente, inteligente y artista. Gracias a él, su dueño ha podido forjar una pequeña fortuna con el tiempo. Sin embargo, al pasar de los años, ya que el robot ha servido con fidelidad a la familia de su dueño, decide invertir su propio dinero para comprar su libertad. Aunque al principio existen impedimentos, él termina por conseguirlo.
Andrew como robot, ve pasar muchas generaciones. Tiene afecto por los humanos que le han ayudado y que él ha visto crecer. Ya es un robot libre y quiere usar ropa, como los seres humanos; sin embargo, no logra que los demás lo respeten como un ser libre y allí comenzará su lucha por alcanzar el derecho a la vida y de convertirse en ser humano.